El nuevo récord histórico del S&P 500 supone más de lo que parece. Vamos a verlo y también otras muchas más cosas de interés.

Contenido:

  • Ranking de las Bolsas mundiales en 2024
  • Sentimiento de los inversores (AII)
  • La importancia que supone el nuevo máximo histórico del S&P 500
  • Fiebre compradora en el Nasdaq
  • El patrón electoral tiene un rendimiento muy bueno en el 2º semestre
  • Cruz Dorada en el sector sanitario
  • Entendiendo el tema del petróleo

Aquí puedes ver todo el contenido que ya hay publicado en mi membresía.

Y si te gusta leer, te presento mi colección de 18 ebooks

Ranking de las Bolsas mundiales en 2024

  • Nikkei japonés +7,47%
  • Nasdaq +2%
  • S&P 500 +1,47%
  • Dow Jones +0,46%
  • Mib italiano -0,22%
  • Dax alemán -1,17%
  • Eurostoxx 50 -1,61%
  • Cac francés -2,27%
  • Ibex español -2,41%
  • Ftse británico -3,51%
  • CSI chino -4,70%

Sentimiento de los inversores (AII)

El sentimiento alcista, es decir, las expectativas de que los precios de las acciones subirán durante los próximos seis meses, hasta el 40,40% pero se mantiene por encima de su promedio histórico del 37,5.

El sentimiento bajista, es decir, las expectativas de que los precios de las acciones caerán durante los próximos seis meses, subió hasta el 26,8% y sigue por debajo de su promedio histórico del 31%.

La importancia que supone el nuevo máximo histórico del S&P 500

El índice S&P 500 alcanzó un nuevo récord intradiario el viernes. El S&P 500 es el último de los tres principales índices estadounidenses en alcanzar un nuevo récord, uniéndose al índice Nasdaq 100 y al Dow Jones. Después de alcanzar su punto máximo hace casi dos años, el S&P 500 perdió hasta una cuarta parte de su valor cuando se hundió a un mínimo de cierre de 3.577 el 12 de octubre de 2022. Ahora el índice ha registrado un rendimiento anual de dos dígitos por cuarta vez, en los últimos cinco años en 2023.
El S&P 500 pasó 512 días de negociación sin registrar récords hasta el jueves, lo que la sitúa como la sexta racha más larga desde 1928, según Ned Davis Research.

Ojo porque la historia nos muestra que un año después de alcanzar nuevos máximos, el índice ha aumentado 13 de 14 veces, una media del +13%.

Las acciones registraron una sólida recuperación el jueves, ya que las perspectivas optimistas para 2024 del fabricante de chips Taiwan Semiconductor Manufacturing impulsaron un rendimiento superior de las acciones de tecnología de megacapitalización que vieron al S&P 500 y al Nasdaq borrar sus pérdidas de 2024.

Fiebre compradora en el Nasdaq

Los fondos de cobertura o hedge funds mantienen el nivel más alto de compras de futuros del Nasdaq 100 en casi siete años, según los datos de Societe Generale.

Mientras tanto, una encuesta global realizada a gestores de fondos y llevada a cabo por Bank of America este mes de enero mostró que las operaciones más concurridas por los inversores son las de las llamadas acciones de los Siete Magníficos, es decir, Alphabet, Amazon, Apple, Tesla, Nvidia, Meta y Microsoft.

Sí, los Siete Magníficos tuvieron un año extraordinario en 2023, uno que será muy difícil de repetir. Cada uno de ellos obtuvo un rendimiento del +49% o más en 2023 y fueron responsables de la mayor parte de las ganancias del S&P 500 el año pasado.

Esta es la primera vez que las siete acciones más grandes han registrado tales rendimientos desde al menos el año 1999. Pero de cara al 2024 en Wall Street ya tienen sus 7 Magníficos para el nuevo ejercicio. La lista incluye la mayoría de los Siete Magníficos de 2023 (Alphabet, Amazon, Microsoft y Nvidia), mientras que Apple, Meta y Tesla quedan fuera y en su lugar entran Berkshire Hathaway, UnitedHealth Group y Visa.

El patrón electoral tiene un rendimiento muy bueno en el 2º semestre

El patrón o pauta estacional típica del mercado de valores en los años de elecciones presidenciales (como es el actual 2024 con elecciones a la Casa Blanca) es de debilidad en la primera mitad del año y fortaleza en la segunda mitad.

El rendimiento promedio del Dow Jones en el primer semestre es de un -4,3%. La segunda mitad de los años de elecciones presidenciales es una historia diferente, con el mercado de valores más fuerte que en los años sin elecciones. El rendimiento del Dow Jones en la segunda mitad de los años de elecciones tiene un rendimiento medio del +8,6%.

Una explicación para este patrón es que el mercado tiene un mal desempeño al principio como reacción a la incertidumbre económica creada por las políticas de los candidatos y a medida que avanza el año los candidatos van explicando sus propuestas y haciendo campañas que ilusionan.

Cruz Dorada en el sector sanitario

Las acciones del sector sanitario han tenido un buen comienzo de año, de hecho se han convertido en el sector de mejor rendimiento del S&P 500 en lo que va de 2024 gracias a sus valoraciones atractivas en relación con las ganancias y una historia de crecimiento convincente.

Eli Lilly sigue siendo la acción de mejor desempeño del sector después de subir un +78,1% en 2023, lo que le valió al fabricante de medicamentos un lugar entre las 10 empresas más valiosas del S&P 500.

Pero otros nombres del sector también se están posicionando, incluidas aseguradoras de salud como UnitedHealth Group, gigantes farmacéuticos como AbbVie y Viatris, fabricantes de dispositivos médicos como Dexcom.

Varias de estas acciones experimentaron recientemente el patrón «cruz dorada», que consiste en que la media móvil de 50 días cruza por encima de la media móvil de 200 días. De hecho, todo el sector experimentó una cruz dorada durante la primera semana de enero. Recordemos que es un patrón alcista.

El ETF SPDR Health Care Select Sector parece preparado para subir más y pronto podría superar su récord del 8 abril de 2022, cuando el ETF cerró en 142,83 dólares. Pero ha llegado a su resistencia y de momento no ha podido con ella, de ahí los últimos recortes.

Entendiendo el tema del petróleo

La desaceleración del crecimiento de la demanda de petróleo marca el regreso a las tendencias prepandémicas. Según la Agencia Internacional de Energía, el crecimiento de la demanda mundial de petróleo se desaceleró significativamente a finales del año pasado y se espera que se debilite aún más.

China todavía representará casi el 60% del crecimiento de la demanda mundial este año, impulsada por la expansión del sector petroquímico.

Los futuros del petróleo se han recuperado alrededor de 4 dólares por barril desde sus mínimos de mediados de diciembre mientras las crecientes tensiones en el Mar Rojo debido a una serie de ataques a barcos comerciales por parte de los rebeldes hutíes de Yemen alimentaron los temores de interrupciones en el suministro.

La producción de petróleo y gas natural licuado no se ha visto afectada directamente por los ataques, pero el riesgo de interrupciones sigue siendo alto, particularmente para los flujos de petróleo que transitan por el canal de Suez. Pero excluyendo interrupciones significativas en los flujos, la AIE cree que el mercado parece estar bien abastecido este año, ya que una producción mayor a la esperada de países fuera de la OPEP superará el crecimiento de la demanda de petróleo.

Suscríbete para recibir cómodamente en tu correo mis newsletters con los artículos que escribo en el blog